Conecte con nosotros

Noticias Destacadas

Condenado a 20 años de prisión por la muerte de su estudiante en La Altagracia

Condenado a 20 años de prisión por la muerte de su estudiante en La Altagracia
¡Lee y comparte nuestras noticias!

El Tribunal Colegiado de Primer Grado de la provincia La Altagracia emitió su fallo en el caso de la trágica muerte de Esmeralda Richiez, una estudiante de 16 años. Jhon Kelly Martínez, su profesor, ha sido condenado a una pena de 20 años de prisión tras ser hallado culpable en este caso.

Según los informes del Ministerio Público, la joven falleció como resultado de una relación sexual violenta perpetrada por su profesor. Esta acción provocó un desgarro vaginal y una hemorragia aguda, lo que resultó en su fallecimiento debido a un shock hemorrágico.

Los hechos ocurrieron durante una salida a la playa de Macao el domingo 12 de febrero, en la que Esmeralda acompañaba a un grupo de amigos. Al regresar a casa esa noche, mostraba signos de sangrado, y lamentablemente fue encontrada sin vida al día siguiente por su padre, quien intentaba despertarla para asistir a la escuela en La Otra Banda, provincia La Altagracia.

El Ministerio Público actuó con rapidez, procediendo al arresto de Jhon Kelly Martínez el 14 de febrero para iniciar la investigación correspondiente. Dos días más tarde, se solicitó su prisión preventiva.

El 15 de febrero, familiares y compañeros de Esmeralda la despidieron en el cementerio local, destacando su carácter bondadoso y alegre, así como su constante preocupación por el bienestar de quienes la rodeaban. Al mismo tiempo, el Ministerio de Educación anunció la suspensión inmediata del docente implicado en el trágico suceso.

Finalmente, el 20 de febrero, la Oficina Judicial de Servicios de Atención Permanente de La Altagracia dictaminó un año de prisión preventiva para Jhon Kelly Martínez, acusado de ser responsable de la muerte de la adolescente Esmeralda Richiez.

Este fallo judicial, además de impartir justicia, destaca la importancia de proteger a los estudiantes y garantizar la seguridad en los entornos educativos. Es crucial que casos como este se aborden con seriedad para prevenir futuros incidentes y promover un ambiente escolar seguro para todos.